La Federación de Arroceros de Sevilla cocina su arroz más solidario

  • A través de un convenio de colaboración la Federación de Arroceros ha entregado al Banco de Alimentos 48.000 kilos de arroz durante 2021.

  • El objetivo de este encuentro es agradecer al sector hostelero su colaboración durante los meses más duro de la pandemia.

Sevilla, 22 de febrero. La Federación de Arroceros de Sevilla, formada por 25 cooperativas arroceras de la provincia, realizó ayer un arroz solidario en las instalaciones del Banco de Alimentos de Sevilla con el principal objetivo de agradecer a la fundación y a todos los chefs y personal de la hostelería su ayuda durante la pandemia, a través de la iniciativa llevada a cabo por la Fundación World Central Kitchen del Chef José Andrés. Para esta cita la Federación de Arroceros ha puesto a disposición su producto estrella, el arroz, y a un maestro arrocero, para la elaboración del guiso.

Este encuentro, además, se enmarca dentro del convenio de colaboración que la federación tiene con el Banco de Alimentos de Sevilla por el que éste ha recibido 48.000 kilos de arroz durante 2021. Esta donación ha sido fundamental para dar la cobertura alimentaria a los 47.000 beneficiarios que la fundación atiende. El arroz es uno de los alimentos indispensables en las cestas de reparto que se entregan mensualmente a las 280 entidades colaboradoras.

Ha sido muy importante para los arroceros la colaboración con el Banco de Alimentos de Sevilla ya que, ha supuesto un nuevo motivo de unión de todo el sector, por una muy buena causa en tiempos de dificultad para todos, en el que hemos demostrado solidaridad y capacidad de sacrificio con los más necesitados ha explicado Mauricio Soler, presidente de la Federación de Arroceros de Sevilla. Ha sido un honor llevar a muchos hogares nuestro arroz, criado con el mayor de los mimos, respetuosos con el medioambiente, que tantos puestos de trabajo genera y sirve de despensa a Doñana, también ha manifestado el presidente.  

Para el Banco de Alimentos de Sevilla la aportación mensual del “arroz solidario de Sevilla” – como se ha denominado esta campaña- ha sido fundamental. Es necesario que el tejido empresarial de la provincia se comprometa con la necesidad de su provincia y la federación es un claro ejemplo de compromiso y responsabilidad. Una vez más, gracias, y esperamos seguir contando con vuestra colaboración, ya que el Banco de Alimentos es de todos los sevillanos, ha añadido Agustín Vidal-Aragón, presidente del Banco de Alimentos de Sevilla.

Izq. a dcha: Mauricio Soler, presidente de la Federación de Arroceros de Sevilla y Agustín Vidal-Aragón de Olives, presidente de Banco de Alimentos de Sevilla

Desde la Federación y el Banco de Alimentos de Sevilla no han querido dejar pasar la oportunidad de agradecer personalmente en esta cita todo el trabajo y esfuerzo realizado por el sector de la hostelería en los momentos más duros de la pandemia. La hostelería de la provincia jugó un papel primordial en esos meses de restricciones, ya que gracias a ellos se elaboraron y se entregaron más de 2.500 menús diarios, a 14 entidades de toda la provincia durante los meses de marzo, abril, mayo y junio de 2020. Tal y como han manifestado Soler y Vidal-Aragón, “tenemos que estar orgullosos y agradecidos a los hosteleros de Sevilla, que han sido especialmente castigados por la pandemia y a pesar de ello han dado muestras de su enorme generosidad y espíritu solidario”.  Como agradecimiento, se ha hecho entrega de un diploma y una caja de arroz a cada uno de los participantes por su colaboración en los momentos más complicados.

Voluntarios de World Central Kitchen junto con miembros del Comité Directivo de Federación de Arroceros

El sector arrocero sevillano es hoy todo un referente internacional y agroambiental. Con más de 950 explotaciones y 36.500 hectáreas de cultivo en las Marismas del Guadalquivir, todos los años se produce este arroz bajo el sello de Producción Integrada, el método de producción más sostenible desde el punto de vista mediambiental, obteniéndose uno de los arroces más apreciados y de mayor calidad del mundo.